sábado, 22 de octubre de 2011

Fellini - Y la nave va (1983)



"Y el pájaro voló libre en busca de su jaula"

"Cada puesta de sol está firmada por la divinidad"

1 comentarios:

Isaura del Valle dijo...

Existen jaulas muy apetecibles, esas que nos creamos cada uno en momentos que consideramos -especiales- nos encanta. Sobre todo porque nosotros misos somos los dueños de la llave que abre y cierra a nuestro antojo.

Un abrazo Dorian.

Publicar un comentario en la entrada

Bienvenido, ¡Gracias por tu comentario!